Colo Colo Padre E Hijo

La intencionalidad de las marcas

Clarin.com

La intencionalidad de las marcas

Esta tendencia no está alejada de las acciones comunicacionales en las que trabajamos en PMG Publicidad. Por ejemplo en Colo-Colo, luego de revisar una serie de antecedentes en estudios realizados por PMG Research, nos dimos cuenta de que el fútbol había dejado de ser una actividad familiar, y que la gente estaba prefiriendo ir al mall, o al cine antes de ir al estadio. A partir de esa lectura es que enfocamos nuestro plan en transformar a Colo-Colo en una marca familiar. Puntualmente, buscando generar un vínculo desde la esencia de la infancia, de los niños tras una pelota, hasta la importancia de las actividades en familia, grandes valores a los cuales la sociedad aspira y que reconoce.

Es por esto que con Colo-Colo quisimos potenciar estos valores y, con esto, lograr atraer a la gente a un verdadero espectáculo que se puede disfrutar en familia, de forma sana y con espíritu deportivo.

Así, partimos con la campaña “Padre e hijo”, donde mezclamos promociones concretas para invitar a la gente a mostrarle a sus hijos la experiencia de ver un partido en el estadio, fomentando que ésta se convierta en una actividad constante en familia.

Nuestra apuesta fue una estrategia con una comunicación emocional y de cercanía familiar, escapando a las evocaciones de la garra de los jugadores, que tan clásicamente se utiliza en el mundo del marketing futbolístico.

Para reforzar lo anterior, privilegiamos las imágenes de familia en los tiros de cámara, sobre todo niños con carteles que les regalamos al ingresar al estadio. Con esto, estamos actualmente en proceso de cambiar el tipo de público que asiste normalmente al estadio, y nos dirigimos hacia transformar este momento en algo realmente inolvidable y que quisieran repetir.